Imputan a un pasajero que llevaba un kilo de cocaína desde Orán a Mendoza

A instancia de la auxiliar fiscal Paula Gallo, de la Unidad Fiscal Salta, la jueza federal de Garantías Nº2 Mariela jiménez dio por formalizada ayer la investigación penal en contra de un hombre de 34 años por el delito de transporte de estupefacientes.

La fiscal presentó el caso, mencionó las pruebas reunidas y solicitó el plazo de investigación y la autorización de pericias. Por último, al referirse a las medidas de coerción, requirió el arresto domiciliario del imputado en vista del perfil médico presentado por la defensa. Fue en el marco de la audiencia coordinada por la Oficina Judicial Salta.

Al referirse al hecho, Gallo sostuvo que las actuaciones se iniciaron a partir de la intervención de personal de Gendarmería Nacional apostada en el puesto de control El Naranjo, ubicado sobre la ruta 9/34 en Rosario de la Frontera, a pocos kilómetros de Tucumán.

Indicó que el sábado pasado, a las 0.30, los efectivos controlaron la documentación de un colectivo de turismo que había partido de la ciudad de Orán y se dirigía a la provincia de Mendoza con siete pasajeros. Además de revisar la bodega y los papeles del rodado, los gendarmes revisaron debajo de los asientos, donde encontraron un paquete adosado a la butaca 27, por lo que se dio intervención a la fiscalía.

Posteriormente, ya con intervención del Juzgado de Garantías, se inspeccionó el paquete: llevaba poco más de un kilo de cocaína. Gallo explicó ante la jueza que, al ser interrogado sobre la propiedad de la sustancia, el acusado, de manera espontánea, reconoció que era suya. En vista de ello el joven, quien se identificó como un peón rural de 34 años de la ciudad de Orán, quedó detenido. Asimismo, se secuestró dinero y un teléfono celular, entre otros elementos de prueba.

Pedidos

Gallo mencionó las pruebas reunidas, tanto documental como declaraciones testimoniales de los efectivos que tuvieron intervención en el procedimiento, y solicitó la formalización de la investigación penal por el delito de transporte de estupefacientes.

La representante del Ministerio Público Fiscal requirió un plazo de investigación de 45 días corridos, solicitó la autorización para la ejecución de pericias técnicas y pidió el arresto domiciliario del acusado en función del problema de salud que padece, perfil que fue reforzado luego por la defensora oficial Ximena Colombres. La funcionaria, al momento de controvertir la imputación, no objetó el caso presentado por la fiscalía, informó sobre la decisión de su defendido de no prestar declaración y adhirió al pedido de arresto domiciliario, instancia en que amplió detalles sobre el cuadro de salud de su defendido.

Así las cosas, y atento a lo manifestado por las partes, la jueza Giménez resolvió en virtud a lo instado por la fiscalía, pues dio por formalizada la acusación, autorizó las pericias requeridas y dispuso el arresto domiciliario del joven en Orán, como así también impuso el cumplimiento de otras reglas de conducta.
fuente: MPF Nación

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *