Zottos inauguró el ciclo lectivo del nivel polimodal en El Alfarcito

Con una matrícula inicial de 43 alumnos llegados desde 19 parajes diseminados por todos los cerros del departamento Rosario de Lerma, comenzó este lunes el ciclo lectivo en el colegio albergue de montaña N° 8.214 El Alfarcito, en un acto presidido por el vicegobernador, Andrés Zottos y del que participó el impulsor de la obra, sacerdote, Sigfrido Moroder, ampliamente conocido como  “Padre Chifri”.



Ante el imponente paisaje cordillerano, el nuevo establecimiento, inaugurado el pasado mes de diciembre, comenzó su tarea con dos aulas de primer año del ciclo secundario, previéndose con el tiempo la incorporación de cursos hasta llegar al quinto año y una capacidad de 160 alumnos.

Tanto el colegio como el albergue fueron construidos con materiales de la zona y moderna tecnología solar que permitirá a los adolescentes vivir y estudiar con una diferencia media de doce grados más en el interior respecto del exterior, más aun teniendo en cuenta la rigurosidad del clima de montaña. Además la construcción es sismo resistente.

Respecto al aspecto pedagógico, a la formación básica se agregarán cuatro especialidades pensadas para las características del lugar; Artesanías y oficios; turismo, agropecuaria y construcción bioclimática y, a pesar de ser un colegio privado de gestión católica, será totalmente gratuito, con la modalidad de albergue de lunes a lunes para aquellos jóvenes que llegan de parajes muy alejados y de lunes a viernes para quienes vienen de localidades cercanas.

“No perder las raíces”

Durante el acto inaugural, Zottos calificó al complejo El Alfarcito como “un gran emprendimiento” gestado por “este gran hombre que es el padre Chifri”, al que reconoció su “perseverancia y voluntad” a pesar del tremendo accidente sufrido años atrás. “Este ejemplo debe servirles a cada uno de ustedes como un estilo de vida”, afirmó el vicegobernador.

Zottos instó además a los alumnos a aprovechar esta oportunidad de estudiar para poder progresar en la vida y convertirse en buenos ciudadanos. “Nunca pierdan sus raíces, sus orígenes” exclamó y pidió a los padres velar por la educación de sus hijos, más allá de que los confíen a una escuela albergue.

Por su parte, el padre Moroder dijo estar orgulloso de poder recibir a los primeros alumnos y agradeció a todos los voluntarios que colaboraron en “este sueño” que es el proyecto El Alfarcito. Agregó que “con la gracia de Jesús Buen Pastor”, el plantel de 11 profesores, 4 celadores, secretarios y personal directivo podrán guiar a los chicos a aprender y emprender. También el rector del establecimiento, Robustiano Ríos, calificó al acto como “un momento histórico para este lugar” y pidió a los alumnos esforzarse para forjar una institución educativa de primera categoría.

Cabe destacar que al lugar asistirán alumnos egresados de 18 escuelas primarias de los parajes Villa Angélica, Cámara, Villa María, El Carmen, Potrero de Uriburu, Palomar, Cruce, Cerro Negro de Tejada, Las Mesadas, El Mollar, El Gólgota, Gobernador Solá, Santa Rosa de las Cuevas, El Manzano, El Roso, Pascha, Potrero de Chañi, Cerro Negro de Tirao y San Bernardo de la Zorra, muchos de los cuales resultan accesibles solo a lomo de mula.

Participaron también el diputado provincial, Carlos Sosa y el juez de paz de Rosario de Lerma, Jorge Aguilera.

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *