Ministros de Salud analizan medidas preventivas contra la gripe porcina

En el ámbito provincial se desarrollan las acciones necesarias para planificar las tareas de prevención en la región. El ministro de Salud de la provincia, Alfredo Qüerio, participó en Buenos Aires de una reunión extraordinaria del Consejo Federal de Salud (CO.FE.SA.), que fue convocada por la titular de la cartera sanitaria nacional, Graciela Ocaña, para tratar la situación de emergencia derivada por la aparición de la gripe porcina.

Así lo indicó el ministro Qüerio, quien además destacó que en el ámbito provincial “se están llevando a cabo las acciones necesarias para planificar las tareas de prevención en nuestra región”.

La reunión del CO.FE.SA. se desarrolló en el Salón Oñativia del Ministerio de Salud de la Nación. Qüerio , quien asistió acompañado por el Coordinador de Epidemiología Alberto Gentile, manifestó que luego de este encuentro, que congrega a los ministros de todo el país, se conocerán las normativas con respecto a la gripe porcina.

En este sentido precisó que “ante este alerta internacional el Consejo Federal de Salud convocó a los ministros para determinar las medidas de prevención con respecto a la gripe porcina”.

En cuanto a la prevención, Qüerio dijo que las medidas son similares a las que hay que tener con la gripe humana, es decir “hay que evitar el contacto cercano con la persona que tiene la enfermedad hasta que se cure, taparse la nariz y boca cuando se estornuda o tose. Si tenemos el virus, hacer reposo y ventilar los ambientes.

Medidas preventivas contra la influenza

-Evite el contacto con personas engripadas.

-Evitar las aglomeraciones y lugares cerrados.

-Utilizar pañuelos para limpiarse la nariz. Si son desechables, eliminarlos en bolsas de plástico. Si son de tela, lavarlos en solución con lavandina. La persona que los lava debe utilizar guantes.

-Taparse la boca con un pañuelo para estornudar o toser, aunque no se esté conversando con una persona.

-No extraer con los dedos las secreciones nasales. Conversar con familiares y amigos sobre la importancia de esta medida.

-Lavarse las manos más frecuentemente que de costumbre, en especial si se está cursando una enfermedad respiratoria aguda (resfriado común, influenza, sinusitis u otra). El lavado debe hacerse con agua corriente y jabón.

-Mantener las uñas cortas. Los virus pueden sobrevivir varias horas debajo de ellas.

-Si está con un cuadro respiratorio agudo, no dé la mano al saludar, evitando también besos y abrazos.

-Si debe atender a un niño pequeño, hágalo con la boca y nariz tapados con un barbijo (un pañuelo grueso también puede servir).

-No consumir aspirina.

-Las personas con fiebre y síntomas respiratorios agudos (gripe, resfriado común, sinusitis, u otra) deben consultar al servicio de salud más próximo para el diagnóstico y tratamiento.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *