Pondrán en funcionamiento 20 radares del Ejército para colaborar en la lucha contra el narcotráfico

La ministra de Seguridad de la Nación, Nilda Garré, aseguró hoy las investigaciones por casos de narcotráfico seguirán en manos del sistema de seguridad y que el Ejército Argentino colaborará con apoyo logístico mediante la utilización de unos 20 radares terrestres.

La ministra explicó a Télam que «la ley de seguridad autoriza que exista un apoyo logístico de medios de Defensa al sistema de seguridad» y señaló que las actuaciones en los casos de narcotráfico «continuarán estando en manos del sistema de seguridad».

Garré explicó hoy que con la implementación del operativo «Plan Escudo Norte» que lanzó ayer la presidenta de la Nación Cristina Fernández de Kirchner, se pondrán en funcionamiento 20 radares terrestres que pertenecen al Ejército Argentino en la zona del noroeste del país, que colaborarán en la lucha contra el narcotráfico.

Se trata de radares modelo RASIT, que tienen un alcance de 30 kilómetros y pueden detectar aterrizajes de aeronaves utilizadas por los narcos en pistas clandestinas, como así también a camiones que puedan circular de manera sospechosa por caminos rurales o de difícil acceso.

«Estos radares del Ejército transmitirán las señales a una central que está ubicada en el partido bonaerense de Merlo, y desde allí se suministrará la información a Gendarmería Nacional para que los agentes de esa fuerza puedan actuar», dijo la ministro a Télam.

«Por eso, la colaboración será estrictamente logística y las actuaciones continuarán en manos de Seguridad», dijo a Télam.

Este tipo de radares con dispositivos de visión nocturna y telescopios, serán instalados en distintos sectores de la zona del noroeste argentino, especialmente en La Rioja, Catamarca, Formosa, Santiago del Estero, Chaco, Tucumán o Corrientes.

Los radares RASIT del Ejército se sumarán al primer radar de alcance medio (RAME), fabricado en el país por la INVAP, que ayer fue puesto en funcionamiento por la presidenta Fernández de Kirchner en Santiago del Estero.

Según Garré, el lanzamiento del «Plan Escudo Norte», «apunta a fortalecer el control del territorio nacional, incrementando la capacidad operativa».

Ayer, en Santiago del Estero, Cristina aseguró que el radar 3D RAME «es uno de los muchos que construiremos. Ya instalamos ocho radares secundarios, pero éste es primario».

Este radar, que ya fue probado en ejercicios militares, tiene un alcance superior a los 400 kilómetros y tuvo un costo de 165 millones de pesos.

En ese acto, la presidente resaltó «la articulación inteligente entre el Ministerio de Defensa y las Fuerzas Armadas y el Ministerio de Seguridad y sus fuerzas de seguridad, en la lucha y prevención contra el narcotráfico».

Cristina señaló que Argentina «es uno de los 10 países del mundo capaces de construir radares».

«Me siento orgullosa de que una maquinaria de ese nivel haya podido ser construida aquí en Argentina por ingenieros y técnicos al servicio de la seguridad. Creo además que tenemos que profundizar la articulación de los ministerios de Seguridad y Defensa para aquellas tareas que lo reclaman como es la lucha contra el narcotráfico», aseveró.
telam

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *