Buscan generar un ámbito de negociación entre docentes privados y sus empleadores

Unos 200.000 docentes en Argentina son del ámbito privado pero no tienen un espacio paritario nacional ni dónde discutir con sus empleadores las condiciones laborales, lo que impulsó al gremio que los nuclea a elaborar una encuesta sobre la realidad del sector.

Si bien los docentes de gestión privada tienen su lugar en la paritaria nacional que fija el piso salarial para todo el país, no cuentan aún con el espacio propio contemplado por ley para discutir con sus empleadores.
«Los casi 200.000 docentes que trabajan en Argentina en escuelas de gestión privada son prácticamente el único gremio del sector que no ha tenido la posibilidad de negociar con sus empleadores», dijo a Télam Jorge Kalinger, secretario gremial del Sindicato Argentino de Docentes Particulares (SADOP).

En la sede de la entidad, durante el lanzamiento de una encuesta sobre la realidad laboral del sector, Kalinger sostuvo que «hubo algunos intentos sin éxito en 1991 y en 2009 tendientes a lograr ese ámbito propio, que desde 2006 está previsto en la Ley Nacional de Educación y la Ley de Financiamiento, sancionadas durante el gobierno de Néstor Kirchner y del ministro de Educación, Daniel Filmus».

Desde 1989, añadió Kalinger, «estamos pidiendo a los empleadores que se sienten con sus docentes a negociar pero nunca lo pudimos concretar».

El dirigente destacó la importancia de la encuesta que recogerá información valiosa para el gremio en función de una meta: «una paritaria del sector con los empleadores».

El casi 80% de empleadores de los docentes de gestión privada en todo el país son diósesis y congregaciones de la Iglesia Católica; el 10% son empresarios, y el otro 10% representa al resto de los credos.
Sadop «es uno de los cinco gremios, junto a CTERA, CEA, UDA y AMET que forman parte de la paritaria nacional para establecer ese piso mínimo salarial», dijo el prosecretario gremial, José Aizza.
Sin embargo, para el dirigente es necesario aclarar «que el docente privado debe discutir salarios con sus empleadores para mejorar o no ese piso que se dispuso para todo el país y para cada jurisdicción que se logra en la paritaria nacional y provinciales».

«Muchos empleadores no se asumen como tales y delegan en el gobierno toda la responsabilidad en cuestiones salariales y otras condiciones de trabajo», opinó el dirigente.

Además, «el docente privado debe discutir en su ámbito las condiciones medioambientales y los beneficios sociales, como licencias por maternidad o vacaciones», explicó Aizza.

Según el dirigente, esta situación se genera porque «el Estatuto del Docente no rige para los privados», por esa razón «hay que generar un ámbito propio para discutir la ley de convenciones colectivas del trabajo».
Los representantes señalaron que «en la primaria o secundaria, casi el total de docentes está registrado, no asi en el nivel inicial o algunos docentes de universidades o academias».

«Aún hay docentes que son monotributistas o figuran como empleados de comercio. Si bien esa franja no es significativa, el problema de la mayoría es que no tienen ningún espacio para discutir salarios o condiciones laborales con sus propios empleadores», señaló el prosecretario gremial.

Los dirigentes explicaron que «deben remitirse a 1949 para encontrar una norma que contenga a los docentes privados: el estatuto 13.047, cuando salió el del peón y de la empleada doméstica».
En línea con estos argumentos, Aizza explicó que «el Estado tiene una participación en la educación privada, a través de subsidios y de la fiscalización de la validez de los títulos y programas», pero esta vinculación «le compete a los empleadores y al Estado, no a los trabajadores».

Por todos estos motivos «hemos elaboramos esta encuesta, que robustecerá la información necesaria para nuestra política gremial».

La encuesta se realizará a 5.000 docentes de 888 escuelas privadas distribuidas por el país, del 3 de septiembre al 2 de noviembre.

telam

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *