2000 argentinos ya compraron terrenos en la luna

2000 argentinos ya compraron terrenos en la luna
Ya son 1.741 los argentinos que compraron un terreno en la Luna, lo que convirtió al país en el segundo en América latina en cantidad de compradores.
El dato fue confirmado por Dennis Hope, quien en 1980 registró a su nombre el satélite y todos los planetas del sistema basado en un vacío legal del Tratado de Espacio Exterior, que estableció Naciones Unidas en 1967.
El tratado señala que ningún Estado ni Nación podría apropiarse de un planeta o una estrella. Sin embargo, no hacía referencia sobre particulares, por lo que  Hope solicitó en un juzgado norteamericano que se le adjudicara la Luna como propiedad.
Aprobado su pedido, presentó una declaración de posesión de los planetas con sus respectivas lunas ante la Asamblea General de la ONU y ante el gobierno de los Estados Unidos, dividió a la Luna e inició su venta mediante la Embajada Lunar.
Costos. Argentina es el segundo país en Latinoamérica en cantidad de compradores, mientras que Brasil se ubica en el primer lugar con casi el doble de inversores. En tercer lugar se encuentra Chile con 1.000 compradores.
Los terrenos se comercializan a U$S 19,99, más U$S 1,51 de impuestos, más U$S 2,50 para que su nombre esté impreso en la foto satelital que le manden de su lote, más U$S 12,50 de envío a cualquier lugar del mundo. Esto hace un total de U$S 36,50 por el título de propiedad, que se entrega con un certificado personalizado de la escritura de compra, una foto por satélite de la propiedad, e información geográfica para ayudar a localizarla.
Los 1.741 argentinos que adquirieron ya su terreno pagaron casi U$S 150.000 por un total de 2.000 hectáreas lunares, y 252 de ellos también se compraron su terreno en Marte al mismo precio, pero con la ventaja de que no tienen que pagar el envío dos veces, por lo que se ahorran 12,50 dólares.

terrenos_en_la_luna

Ya suman 1.741 los argentinos que compraron un terreno en la Luna, lo que convirtió al país en el segundo en América latina en cantidad de compradores.

El dato fue confirmado por Dennis Hope, quien en 1980 registró a su nombre el satélite y todos los planetas del sistema basado en un vacío legal del Tratado de Espacio Exterior, que estableció Naciones Unidas en 1967.

El tratado señala que ningún Estado ni Nación podría apropiarse de un planeta o una estrella. Sin embargo, no hacía referencia sobre particulares, por lo que  Hope solicitó en un juzgado norteamericano que se le adjudicara la Luna como propiedad.

Aprobado su pedido, presentó una declaración de posesión de los planetas con sus respectivas lunas ante la Asamblea General de la ONU y ante el gobierno de los Estados Unidos, dividió a la Luna e inició su venta mediante la Embajada Lunar.Costos.

Argentina es el segundo país en Latinoamérica en cantidad de compradores, mientras que Brasil se ubica en el primer lugar con casi el doble de inversores. En tercer lugar se encuentra Chile con 1.000 compradores.

Los terrenos se comercializan a U$S 19,99, más U$S 1,51 de impuestos, más U$S 2,50 para que su nombre esté impreso en la foto satelital que le manden de su lote, más U$S 12,50 de envío a cualquier lugar del mundo.

Esto hace un total de U$S 36,50 por el título de propiedad, que se entrega con un certificado personalizado de la escritura de compra, una foto por satélite de la propiedad, e información geográfica para ayudar a localizarla.

Los 1.741 argentinos que adquirieron ya su terreno pagaron casi U$S 150.000 por un total de 2.000 hectáreas lunares, y 252 de ellos también se compraron su terreno en Marte al mismo precio, pero con la ventaja de que no tienen que pagar el envío dos veces, por lo que se ahorran 12,50 dólares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *