“Hay que cortar la cadena de negociados privados utilizando los fondos públicos”, aseguró José Ibarra

Será el primer proyecto a presentar de acceder a una banca en octubre. El precandidato a Diputado Nacional por Salta del PCEyT, José Ibarrá, anunció que presentará un Proyecto de Ley que establezca la rendición de cuentas obligatoria por parte de los máximos funcionarios nacionales y provinciales responsables de cada área semestralmente. El no cumplimiento de la disposición determina la automática separación del cargo.

La rendición deberá ser de público conocimiento y concretarse ante las Cámaras Legislativas correspondientes y el Defensor del Pueblo Oficial, aplicándose a todos los actos realizados y el destino que les dan a los fondos designados por el presupuesto referido a su área.

Con respecto al tema, José Ibarra, expresó: “Estoy convencido que a pesar que nuestra Constitución establece en su artículo 85, que el control al sector público nacional es atribución propia del Poder Legislativo a partir de los dictámenes de la Auditoria General de la Nación, se puede reglamentar una ley que establezca la rendición de cuentas a la que tenga acceso directo la ciudadanía cada seis meses. El estado de emergencia que se encuentran las áreas de salud, trabajo, educación y seguridad, son la consecuencia directa de un accionar corrupto ejercido por unos pocos afectando a millones. Es inevitable no poder observar la transformación Estatal – Privada, que está sufriendo el Estado. Hay que cortar la cadena de negociados privados utilizando los fondos públicos, para eso se debe aplicar la severidad en la ley. Sólo un ingenuo podría pensar que la sanción podría ser la quita o disminución del sueldo en los funcionarios corruptos, la importancia de obtener un cargo público no es más que convertirlo en una empresa privada, basada en acuerdos deshonestos con ganancias millonarias, por lo tanto la destitución automática es el máximo castigo”.

“El ciudadano tiene una profunda necesidad de ver justicia, de volver a confiar en sus representantes y que se sancione a todo aquel que cause perjuicios al estado. Por lo tanto, debemos otorgar herramientas que permitan controlar el accionar de quienes tienen la responsabilidad de administrar fondos públicos, aunque muchos crean que son de propiedad privada. Hoy más que nunca debemos reafirmar la frase del General Perón, “El hombre es bueno, pero si se lo vigila es mejor”, finalizó el precandidato.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.