Marinaro le responde a Romero

Marinaro le responde a Romero
En relación a las últimas declaraciones realizadas por Juan Carlos Romero, el secretario de Planificación, Gestión y Articulación de Programas, Francisco Marinaro Rodó, resaltó que “el Senador Nacional, y propietario del diario El Tribuno, realizó un análisis parcial que le permite usufructuar políticamente en la coyuntura electoral actual, con intereses económicos claramente teñidos de amarillo, fuera de la cuestión moral de que aún no le explicó a los salteños cómo es que hizo para ser tan exitoso en su carrera económica mientras dedicaba tantos años y todo su tiempo a la función pública”.
Asimismo remarcó que “si hoy a nuestra Salta la estudiarían organismos internacionales no se puede negar que producto de los 12 años de la política neoliberal llevada adelante por él, Salta y San Luis son las provincias con mayor profundización del indicador de desempleo. El 2007, cuando se fue, el 48% de la población de Salta se encontraba bajo la línea de la pobreza; en tan solo 3 años ese indicador bajó al 30%. Solo este rápido análisis, en una provincia con alto desempleo, mejoran los indicadores de mortalidad infantil y de déficit nutricional; y habla a las claras que las políticas sociales aplicadas durante éstos 3 años del Gobernador Juan Manuel Urtubey son acertadas”.
En este sentido Marinaro agregó que “al analizar la cobertura en política alimentaria del último año de su gestión (2007), y compararlo sólo con el 2010, se puede observar claramente que hay una fuerte decisión política acertada de llevar la inversión de 24 millones a 124 millones de pesos”.
El funcionario consideró además que las opiniones del legislador “desnudan su pensamiento totalitario y autoritario, al decir que al pobre y necesitado hay que darle la mercadería (“polvito”), porque a su entender los humildes no están capacitados para ir a comprar al almacén de la esquina. Además hay que informarle que hay comercios de venta de productos alimentarios en todo el territorio provincial, y que a través de nuestros programas se movilizó la economía local, cuando antes él le compraba los pocos alimentos que entregaba a un solo proveedor”.
“También desnuda su pensamiento al faltarle el respeto al pueblo, que elige democráticamente a sus intendentes, diciendo que éstos solo deben comportarse como punteros de gestión electoral; o dicho de otra forma: sólo sirven para buscar votos. Nuestro sistema democrático tiene a la figura del intendente como el ejecutor primario de las políticas públicas, y en este sentido la mayoría de los pueblos en Latinoamérica apuntan a descentralizar sus recursos para fortalecer el desarrollo local, situación que, por ejemplo en Brasil le permitió incluir a millones de personas en los últimos 8 años, tal como lo estamos haciendo nosotros al fortalecer los municipios mejorando cada uno de los pueblos y ciudades de Salta”, aseveró.
En otro orden explicó que “el Plan Provincial Alimentario es un conjunto de programas (Tarjeta Social, Tarjeta Alimentaria Infantil Nutri Vida, Focalizados, Comedores, Embarazadas y Pan Casero) que tienen por concepto la sumatoria de recursos, en función del grado de vulnerabilidad, riesgo y daño, en cada hogar que requiera la presencia del Estado en cobertura alimentaria, que junto a la Asignación Universal por Hijo, aseguran los recursos necesarios en las familias que menos tienen y más necesitan para alimentar y educar a sus hijos”.
Además Marinaro destacó que “en cuanto a la labor de APS (Atención Primaria de la Salud), que ya lleva más de 30 años en nuestra provincia, hay que destacar que en Salta nos permite direccionar los recursos con mayor precisión”, al tiempo que consideró que “la responsabilidad es de todos, pueblo y gobiernos municipal, provincial y nacional, modificando la prevención de las enfermedades, la educación alimentaria y la educación en cuanto a saneamiento ambiental”.
“Si caben dudas, y para no entrar en el debate permanente, estaría muy bueno que alguna consultora seria analice los indicadores del NOA y NEA de nuestra república, porque si bien todos los días en Provincia de Buenos Aires o a 10 cuadras del Obelisco, también fallecen niños que no son de pueblos originarios por deshidratación, diarrea, piodermitis, con déficit nutricional, es injusto comparar los indicadores del centro del país con los nuestros”, resaltó finalmente Marinaro.

rodomarina

En relación a las últimas declaraciones realizadas por Juan Carlos Romero, el secretario de Planificación, Gestión y Articulación de Programas, Francisco Marinaro Rodó, resaltó que “el Senador Nacional, y propietario del diario El Tribuno, realizó un análisis parcial que le permite usufructuar políticamente en la coyuntura electoral actual, con intereses económicos claramente teñidos de amarillo, fuera de la cuestión moral de que aún no le explicó a los salteños cómo es que hizo para ser tan exitoso en su carrera económica mientras dedicaba tantos años y todo su tiempo a la función pública”.

Asimismo remarcó que “si hoy a nuestra Salta la estudiarían organismos internacionales no se puede negar que producto de los 12 años de la política neoliberal llevada adelante por él, Salta y San Luis son las provincias con mayor profundización del indicador de desempleo. El 2007, cuando se fue, el 48% de la población de Salta se encontraba bajo la línea de la pobreza; en tan solo 3 años ese indicador bajó al 30%.

Solo este rápido análisis, en una provincia con alto desempleo, mejoran los indicadores de mortalidad infantil y de déficit nutricional; y habla a las claras que las políticas sociales aplicadas durante éstos 3 años del Gobernador Juan Manuel Urtubey son acertadas”.

En este sentido Marinaro agregó que “al analizar la cobertura en política alimentaria del último año de su gestión (2007), y compararlo sólo con el 2010, se puede observar claramente que hay una fuerte decisión política acertada de llevar la inversión de 24 millones a 124 millones de pesos”.

El funcionario consideró además que las opiniones del legislador “desnudan su pensamiento totalitario y autoritario, al decir que al pobre y necesitado hay que darle la mercadería (“polvito”), porque a su entender los humildes no están capacitados para ir a comprar al almacén de la esquina.

Además hay que informarle que hay comercios de venta de productos alimentarios en todo el territorio provincial, y que a través de nuestros programas se movilizó la economía local, cuando antes él le compraba los pocos alimentos que entregaba a un solo proveedor”.

“También desnuda su pensamiento al faltarle el respeto al pueblo, que elige democráticamente a sus intendentes, diciendo que éstos solo deben comportarse como punteros de gestión electoral; o dicho de otra forma: sólo sirven para buscar votos.

Nuestro sistema democrático tiene a la figura del intendente como el ejecutor primario de las políticas públicas, y en este sentido la mayoría de los pueblos en Latinoamérica apuntan a descentralizar sus recursos para fortalecer el desarrollo local, situación que, por ejemplo en Brasil le permitió incluir a millones de personas en los últimos 8 años, tal como lo estamos haciendo nosotros al fortalecer los municipios mejorando cada uno de los pueblos y ciudades de Salta”, aseveró.

En otro orden explicó que “el Plan Provincial Alimentario es un conjunto de programas (Tarjeta Social, Tarjeta Alimentaria Infantil Nutri Vida, Focalizados, Comedores, Embarazadas y Pan Casero) que tienen por concepto la sumatoria de recursos, en función del grado de vulnerabilidad, riesgo y daño, en cada hogar que requiera la presencia del Estado en cobertura alimentaria, que junto a la Asignación Universal por Hijo, aseguran los recursos necesarios en las familias que menos tienen y más necesitan para alimentar y educar a sus hijos”.

Además Marinaro destacó que “en cuanto a la labor de APS (Atención Primaria de la Salud), que ya lleva más de 30 años en nuestra provincia, hay que destacar que en Salta nos permite direccionar los recursos con mayor precisión”, al tiempo que consideró que “la responsabilidad es de todos, pueblo y gobiernos municipal, provincial y nacional, modificando la prevención de las enfermedades, la educación alimentaria y la educación en cuanto a saneamiento ambiental”.

“Si caben dudas, y para no entrar en el debate permanente, estaría muy bueno que alguna consultora seria analice los indicadores del NOA y NEA de nuestra república, porque si bien todos los días en Provincia de Buenos Aires o a 10 cuadras del Obelisco, también fallecen niños que no son de pueblos originarios por deshidratación, diarrea, piodermitis, con déficit nutricional, es injusto comparar los indicadores del centro del país con los nuestros”, resaltó finalmente Marinaro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.