Desentierro del carnaval sobre avenida Ibazeta en Capital

La ceremonia, que es un atractivo para salteños y turistas, se realizará con entrada libre y gratuita.
El próximo sábado 22 de enero, a partir de las 21, en avenida Ibazeta (al lado del Estadio Polideportivo DELMI), se desarrollará el desentierro del carnaval 2011. La ceremonia es organizada por la Asociación de Agrupaciones Carnestolendas y el ritual estará a cargo de copleros, copleras y brujos de las distintas comparsas, quienes abrirán el mojón tapado el año pasado, sacarán las bebidas enterradas y se invitará a los presentes a participar del tradicional convite.


Posteriormente, los integrantes de la comparsas “Los Huayras Calpa”, Los Incas, Los Siancas, Los Toykas, Los Teucos, entre otras, harán el ritual a la “Pachamama” para finalizar con la liberación del diablo carnavalero que permanecerá libre hasta el martes 8 de marzo, última noche.

El festival, con un atractivo para salteños y turistas, será al aire libre con entrada gratuita.

Historia

El desentierro del carnaval se viene llevando a cabo desde hace cinco años en la avenida Ibazeta. Según sus organizadores, la idea de realizar la ceremonia «surgió como motor revalorizador de las tradiciones de nuestra región, por eso se convoca a copleros de distintos lugares de la provincia, así como a los comparseros, murgueros, caporales y carroceros de nuestra Salta la Linda», expresó Vaca.

El espectáculo mostrará las distintas tonadas y un ritual ancestral en el cual se libera al Diablo del carnaval o Pujllay, que reinará durante los días de carnaval. Esta ceremonia es una fiesta donde miles de salteños y turistas se mezclan al compás de los ritmos de las cajas, tumbadoras y carnavalitos. Los presentes se perfumarán de albahaca y quienes quieran podrán participar del juego con harina, lanzanieve, papel picado y del gran baile por las calles de la zona”.

El ritual

Se cava un pozo donde se guardan bebidas de toda índole: vino, chicha, aloja, cerveza y jugos, siempre en cantidades pares. Luego se lo adorna con serpentinas, plantas de maíz frescas (que simbolizan la fertilidad de la tierra), lana, flores, albahaca y papel picado. Una vez lleno, el pozo se tapa con tierra hasta el momento del desentierro, que se realiza mientras se entonan las coplas de carnaval. Se van destapando las botellas y se reparten las bebidas a todos los presentes, hasta que surge el Pujllay (representado por un muñeco) que simboliza el nacimiento de un nuevo carnaval, el comienzo de la fiesta y el baile.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.