Acto por el Día de la Lealtad Peronista en Salta

El Quebrachal fue elegido en la última reunión que realizaron los miembros de la CAP en la sede partidaria. El Día de la Lealtad peronista será recordado hoy por la militancia justicialista en diversos puntos de la provincia. El acto central, que fue organizado por la Comisión de Acción Política del Partido Justicialista, se realizará, a partir de las 20, en El Quebrachal.  De acuerdo a lo previsto, será encabezado por el gobernador Juan Manuel Urtubey.


Hacia esa localidad del departamento Anta, donde también se impondrá el nombre del ex gobernador desaparecido Miguel Ragone a la plaza central, se trasladarán legisladores, funcionarios, intendentes, dirigentes y militantes peronistas de todo el territorio salteño.

El Día de la Lealtad es recordado por el justicialismo en todo  el país por la movilización que protagonizaron el 17 de octubre de 1945 los trabajadores y los sectores populares por la libertad del entonces coronel Juan Domingo Perón.

Esta fecha es considerada como el nacimiento del movimiento peronista y como la que marcó un nuevo rumbo en la vida política nacional.

Por aquellos años el presidente, general Edelmiro Farrel,l nombró al coronel Juan Domingo Perón secretario de Trabajo y Previsión, ministro de Guerra y vicepresidente de la Nación, cargos en los que desempeñó una intensa actividad.

Perón se ganó la lealtad de los obreros a través de importantes concesiones a ese sector.
Según algunos historiadores, el sindicalismo argentino, hasta entonces desanimado por las propuestas de lucha de comunistas y socialistas, se aproximó a las soluciones reales y concretas que les ofrecía Perón.

Pero el 8 de octubre de 1945, el general Avalos pidió a Farrell que destituyese a Perón, quien fue detenido y llevado a la isla Martín García, y luego al Hospital Militar. Disconformes con la medida, amplios sectores populares marcharon a Plaza de Mayo y reclamaron la libertad de su líderes.
Desde las primeras horas de la mañana del 17 comenzaron a llegar columnas de manifestantes con banderas y pancartas. La movilización se convertiría en todo un símbolo de un movimiento nacional popular, para algunos estudiosos, uno de los más importante de Argentina: el Peronismo.

Dada la magnitud de la manifestación y el reclamo de la gente por su líder, los militares se vieron obligados a buscar a Perón para que calmara al pueblo. Esa noche, Perón salió al balcón a tranquilizar al pueblo que lo aclamaba. Y entre cánticos y gritos, agradecido por el apoyo, Perón emitió su discurso.

De esta manera, el 17 de octubre adoptó un significado especial para los partidarios del general Juan D. Perón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.