Que culpa tiene el tomate….

 

Un informe televisivo del programa CQC dejo al descubierto la ignorancia que existe entre los jóvenes salteños en materia de educación sexual. Los adolescentes afirman “no recibir educación sexual”, el ministro Van Cawlaert los acusa de “porros”, el gobernador aduce “falta de diálogo transgeneracional con el ministro”.

 

Vuelve a ser noticia, pero esta vez, no en el ámbito local sino nacional. Se mostró una serie de entrevistas a jóvenes salteños, quienes no supieron responder correctamente a preguntas básicas sobre métodos anticonceptivos y para protección de transmisión enfermedades venéreas. Los chicos aseguraron además que no reciben educación sexual en las escuelas.

El mismo cuestionario se hizo entre adolescentes de La Plata, quienes respondieron de manera correcta a las consultas. En esa provincia, a diferencia que en Salta, se aplica la Ley Nacional de Educación Sexual, promulgada hace cuatro años.

El ministro de Educación de Salta, Leopoldo van Cauwlaert, quien también apareció en el informe televisivo, sostuvo que en Salta “sí se enseña educación sexual” pero admitió que se trabaja con una currícula escolar desactualizada.

Dio a conocer que la última modificación en la materia se realizó en el 2001. «Luego se abandonó el trabajo de actualización, en una etapa donde la cultura y el relajamiento de los controles sociales han hecho aún más necesaria la educación sexual», reconoció el funcionario.

Van Cauwlaert señaló que desde el Ministerio de Educación se trabaja en modificar los contenidos curriculares, inspirados en la Ley Nacional de Educación Sexual. Adelantó que esas actualizaciones se aplicarán desde el período lectivo del 2011 para el nivel secundario.

La nota color la dió el gobernador Urtubey quien expresó «que estamos en el siglo 21 y que es necesario plantear ciertos temas». En este sentido también indicó, «el ministro es un señor mayor, a veces es difícil tratar algunas cuestiones”.

Educación sexual

Desde el Foro Educativo en Defensa de la Educación Pública, que integran académicas, activistas sociales y por los derechos humanos, reclamaron al ministro que se imparta educación sexual integral como marca la Ley Nacional 26.150, sancionada por el Congreso en 2006.

Pero todavía no recibieron respuesta. Para beneplácito de la jerarquía católica local, además, hace seis años que no está reglamentada la ley de Sexualidad Responsable, en los centros de salud escasea la consejería en anticoncepción, faltan métodos y se ponen trabas para que las mujeres jóvenes puedan acceder a un DIU o a una ligadura de trompas, aun cuando tienen varios hijos, según denunciaron a Página/12 las ONG que forman parte de la Multisectorial de Mujeres de la provincia.

David Yañuk – Portales web

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.