Alcoholizados copan la noche

El fin de semana la Secretaría de Protección Ciudadana de la Municipalidad y la Policía de la Provincia retomaron los controles vehiculares nocturnos en distintos puntos de la ciudad. En los operativos de la Policía y de Tránsito se labraron 162 actas; hubo 69 casos positivos de alcoholemia.

Entre la madrugada del sábado y la del lunes se labraron un total de 162 actas sólo por infracciones de tránsito. De ellas, la Policía de la Provincia detectó 58 casos positivos en el test de alcoholemia mientras que desde Tránsito de la Municipalidad hubo 11.

Sólo el sábado se labraron 59 actas de tránsito y se secuestraron 31 motos, 12 autos y 2 camionetas, mientras que el domingo se labraron 103 actas de tránsito y se secuestraron 20 motos, 7 autos y 3 camionetas.

Por su parte, la Policía de la Provincia secuestró 24 autos y camionetas, más 32 motos.
Los controles se hicieron en la zona norte, que incluyó el corredor de la Balcarce en sus dos arterias, 20 de Febrero y Entre Ríos, Mitre y Necochea. También se realizaron en la zona este, que se centraron en la terminal y la Rotonda de los Gauchos. En la zona sur, a la entrada y a la salida de la rotonda de Limache, y en avenida Chile y Virgilio Tedín

Los objetivos

Los controles “buscan crear conciencia en el consumo responsable del alcohol y de los padres para con sus hijos”, dijo Eduardo Gandulfo, secretario de Protección Ciudadana.

Por su parte, el director general de Seguridad de la Policía, Néstor Méndez, explicó que “luego de hacer los controles de alcoholemia, también se procedió a verificar la documentación de los vehículos”. Es este sentido, no sólo se detectó falta de papeles, sino también menores al volante, incluyendo fuga de conductores que pretendían evadir los controles.

En los operativos se afectó a 20 policías de tránsito rotativos, y desde la Secretaría de Protección Ciudadana, a 12 inspectores, más las principales autoridades de esa repartición.

En la Bacarce

En el corredor de calle Balcarce los operativos estuvieron a cargo de la Subsecretaría de Habilitaciones y Control Comercial, a cargo de Susana Pontussi. En los locales comerciales, además de verificar el horario de cierre (5 de la mañana, con media hora de tolerancia), se controló la cantidad de personas en cada uno de los locales, como también la presencia de menores. Dos fueron clausurados por presencia de menores, mientras que otro, por tergiversar el rubro en el que estaba habilitado.

En las rutas

Los controles que realizó la Policía Vial desde los puestos fijos en las rutas arrojaron 73 actas, en su mayoría por no tener la Revisión Técnica Obligatoria. En taxis y remises hubo 7 vehículos retenidos por no tener todos los papeles necesarios. Ningún conductor de taxi o remise dio positivo a la alcoholemia.

Gandulfo afirmó que “los controles continuarán todos los fines de semana y que el objetivo es que las cifras bajen”.

Responsabilidad cívica

Los controles que realizarán la Secretaría de Protección Ciudadana con la Policía de la Provincia seguirán los siguientes fines de semana. El secretario de Protección Ciudadana Eduardo Gandulfo dijo que “aquí hay responsabilidad compartida, el 50% es del Estado, para que se hagan los controles, y 50% es responsabilidad de la gente”.

Respecto de los controles que se hicieron en los locales del corredor Balcarce, explicó que, además de verificar la presencia de menores, la actividad en el que está habilitado el local, se contabilizó con un cuentaganado la capacidad de personas permitidas en los locales bailables. Sobre este tema Gandulfo afirmó que “las cifras coincidieron con lo que está permitido en cada local”.

Por su parte, Susana Pontussi, subsecretaria de Habilitaciones, dijo que “los procedimientos se realizaron sin mayores problemas y fue más que positivo”, afirmó. Agregó que los controles no van en contra de la actividad comercial, y se refirió a la responsabilidad de los padres sobre los menores detectados.

(El Tribuno)

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.