En el marco de la Campaña de Verano puesta en marcha por el Ministerio de Salud" />

Recomendaciones del Ministerio de Salud Pública para evitar enfermedades diarreicas

En el marco de la Campaña de Verano puesta en marcha por el Ministerio de Salud Pública para reforzar medidas preventivas contra diarreas, deshidratación y Síndrome Urémico Hemolítico, se recordó a la comunidad que las principales acciones para evitar estas enfermedades tienen que ver con medidas básicas relacionadas con la limpieza e higiene en los hábitos personales, en la manipulación de los alimentos y las viviendas.

 

Es necesario mencionar que la diarrea es una de las principales causas de muerte, íntimamente asociada a la deshidratación. Las diarreas son un síntoma común a varias enfermedades como hepatitis y Síndrome Urémico Hemolítico.

La higiene de manos luego de ir al baño así como antes de manipular alimentos es  fundamental.  El lavado de los alimentos antes de cocinarlos, especialmente frutas y verduras, la adecuada cocción de los mismos y el consumo de agua potable son otras de las medidas que deben ponerse en práctica. Asimismo nunca hay que olvidarse de lavar correctamente los utensilios utilizados en la preparación de las comidas.

En el caso de que un niño comience con diarrea, lo más importante será asegurar una adecuada hidratación. La promoción de la lactancia materna y  la ingesta de abundantes líquidos  en forma fraccionada son fundamentales para lograrlo.

Medidas preventivas

– Mantener la limpieza

Lavarse las manos antes de preparar alimentos y después de ir al baño.

Lavar todas las superficies y utensilios usados en la preparación de alimentos.

Evitar la presencia de insectos y animales en la cocina.

– Separar los alimentos crudos de los cocidos

Evitar el contacto de los alimentos crudos con los cocidos.

Usar equipos y utensilios diferentes para manipular carnes y otros alimentos crudos.

– Cocinar completamente los alimentos

Cocinar completamente los alimentos, especialmente carnes, pollos, huevos y pescados.

Hervir los alimentos como sopas y guisos.

Recalentar completamente la comida ya cocinada.

– Mantener las temperaturas seguras

No dejar alimentos cocidos a temperatura ambiente por más de 2 horas.

Refrigerar lo antes posible los alimentos cocinados y los perecederos.

No descongelar los alimentos a temperatura ambiente.

– Utilizar materias primas seguras

Utilizar agua potable para beber, cocinar y lavar.

Lavar minuciosamente frutas y verduras.

No utilizar alimentos después de la fecha de vencimiento.

 

– Tratamiento de la basura

La recolección y disposición de la basura posibilitan la aparición de insectos y roedores que se alimentan de ella y transmiten gran cantidad de  enfermedades.

No hay que acumular basura dentro ni alrededor de la vivienda.

La basura debe almacenarse en bolsas plásticas y recipientes con tapa. Las bolsas deben cerrarse y sacarse de la vivienda un rato antes del momento de la recolección.

-¿Qué hacer con la basura?

La basura debe enterrarse lejos de la casa en un pozo profundo y cubrirse con tierra o arena. También se puede preparar y usar como abono para la tierra.

Si no hay recolección de basura a domicilio:

Debe construirse lejos de la vivienda y en el mismo podrá enterrarse basura, la cual deberá cubrirse inmediatamente con tierra para evitar que se acumulen insectos y roedores. Cuando la basura enterrada se aproxima a la superficie del terreno ( 40 centímetros ), el pozo debe ser sellado y es necesario construir otro que cumpla la misma función.

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: