Con gran éxito se desarrolló la Clásica 1° de Mayo
Share:

Con gran éxito se desarrolló la Clásica 1° de Mayo

El intendente capitalino Miguel Isa estuvo presente hoy durante la 83º edición de la “Clásica Primero de Mayo”, competencia de ciclismo que se desarrolla todos los años en esta ciudad. El Intendente destacó el marco de público que acompañó la competencia expresando que “impresiona la cantidad de gente que acompaña la Clásica”.

ganadores-clasica-1-de-mayo-2014

“La Municipalidad hace un esfuerzo y todos los años ponemos nuestro aporte para que esta competencia se desarrolle con normalidad. Quiero agradecer a los trabajadores del municipio que en su día siguieron prestando tareas para que todo salga excelente”, destacó Isa.

clasica-1-de-mayo-salta-2014

Además dijo que “cada vez cada vez más competidores vienen a participar, no sólo de Argentina, sino también de países vecinos. En Salta no se concibe un 1º de mayo sin esta prueba”.

El jefe comunal señaló también que la Municipalidad viene trabajando en la promoción del deporte como política de prevención de las adicciones entre los jóvenes y adolescentes.

En cuanto a la carrera, en la división “Elite” el ganador fue el pampeano Elías Pereyra, que corre para San Juan. En “Damas” hizo lo propio Valeria Pinto de Buenos Aires y Nicolás Sosa, de Santiago del Estero, se impuso en “Juveniles”.

Historia
Esta prueba se realiza desde 1931 con la finalidad de festejar el Día del Trabajo. Fue un grupo de amantes del ciclismo agrupados por entonces en el Club Ciclista Salta quienes la idearon, quedando en la historia del deporte nacional.
La primera edición de la clásica 1º de Mayo se disputó en un trazado de tierra que partía de plaza 9 de Julio.

Con el correr de los años fue alternando puestos de largada por todo lo que en esa época representaba el macro centro. El arroyo de la calle Entre Ríos era el límite en la zona norte.
En la década del ’40 se fue llevando la competencia cada vez más lejos, pero mantenía la filosofía de que el circuito encierre la ciudad. No había problema con los caminos, ya que todos eran de tierra y las bicicletas estaban debidamente preparadas.

En 1947, la largada se realizó en 12 de Octubre y 25 de Mayo. En 1950 fue en San Martín y Lavalle. Al año siguiente largó desde el Monumento 20 de Febrero. En 1952 y 1953, la concentración fue en San Martín y General Paz. En 1959, desde Santa Fe y Castellanos.

Así, la Clásica fue cambiando de lugar de largada hasta que en los comienzos de los ’60 se eligió como punto de partida la esquina de Paseo Güemes y Virrey Toledo. Hacia fines de esa década y hasta la actualidad, la partida y llegada de la clásica 1º de Mayo se realizó en el Monumento a Güemes, salvo en dos ediciones: en 1982 largó desde el parque 9 de Julio de Tucumán y finalizó en el Portezuelo. Y en 2002 largó desde Independencia y Tucumán.

Haga un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: