El tiempo - Tutiempo.net
Share:

La Argentina ya forma parte de la producción de granadas

En Salta, el grupo inversor Socma comenzará este mes la plantación de 100 ha, sobre el total destinado al proyecto de 500 ha.  
Empresas como el Grupo Socma se metieron en el negocio, atraídos por un producto que está haciendo furor en los mercados más sofisticados.
Tika Group, empresa dedicada a las inversiones integradas, lanzó en 2007 un proyecto que convertiría a la Argentina en el primer país, del hemisferio sur, en producir granadas.

 

Esta nueva historia comercial y de intensificación productiva se inició hace dos años con la llegada a Formosa de los primeros 6.000 plantines y 18.000 esquejes de granados de alta producción y rendimiento, procedentes de Israel. La idea fue que Formosa se convierta en un vivero natural al que podrán acudir los empresarios locales atraídos por la producción de granada -fruto con una demanda explosiva en el mundo.
Hoy, la concreción del proyecto es un hecho, y ya son 6 los inversores que trabajan junto a Tika Group. En San Juan, la empresa Granada de los Andes destinó 150 ha a la producción de esta fruta, de las cuales 63 ha ya están brotando. En la misma provincia hay dos proyectos más en marcha, uno por 50 ha y el otro por 175 ha.
La misma metodología se utilizará en la provincia de Córdoba, donde en marzo se plantarán las primeras 100 ha. Así mismo, en el norte de Formosa se plantarán 50 hectáreas.
La mayoría de los proyectos ya cuentan con la infraestructura general, como ser: provisión y distribución hídrica, red de drenaje, sistema de riego, centro de procesamientos y facilidades de industrialización. Tika hizo la primera introducción de material genético en el país.
Su vivero, ubicado en Formosa, cumple con todos los requisitos, es cuarentenario y tiene los materiales certificados por el Vulcani de Israel.
Esto responde a las exigencias del mercado, trazabilidad, genética, sanidad y la identificación del producto desde el momento de su elección.
La granada se cosecha a los 3 años de plantación. Posee una amplia tolerancia térmica, se adapta a una gran variedad de suelos y tolera sequía.
Se calcula que cada hectárea soporta unas 555 plantas, con distanciamientos que varían entre 3×6 metros y 3×5 metros. La producción media que se espera obtener es de 45 t/ha.
La inversión estimada es de u$s20.000 por hectárea, con una tasa interna de retorno del 32%, dependiendo de la magnitud de la inversión de 50, 100 o 500 hectáreas.
En diálogo con Infocampo, la ingeniera Fernanda Zavala, directora de TikaGroup, señaló que “lo que motiva a que un inversor argentino, en medio de la crisis económica global, haga este tipo de inversiones de gran envergadura es la clara existencia de un mercado rentable y la posibilidad tásita de colocar el producto”.
“Algunas de las ventajas competitivas para la Argentina respecto de esta producción en particular es que nuestro país puede entrar al mercado internacional con fruta fresca en contraestación (marzo, abril, mayo y junio), cuando el hemisferio norte está desabastecido.
Además, nuestros posibles competidores -Sudáfrica, Perú y Chile- no tienen todavía producciones de granada, a diferencia de la Argentina”, agregó Zavala.
El gran productor mundial de este fruto es Irán, con el 76% del total; le siguen India con el 10%, España con 8%, Afganistán con 5%, Túnez con 1%, e Israel con 0,4%.
Los importadores fuertes son Europa y los Estados Unidos, país en el cual el precio mayorista promedio llega a los 33 dólares por caja.
Ligado a su posibilidad de comercialización, se presenta el hecho que la granada se consume, no sólo como fruta, sino también como salsa, ensaladas, en bebidas sin alcohol, vinos, licores y aceites.
Así mismo, posee la cualidad farmacológica de antioxidante, en un conteo mayor al de cualquier otro producto y con una acción terapéutica más eficiente. En los últimos 10 años se realizaron investigaciones de todo tipo sobre este fruto; hoy es aplicado en tratamientos cardíacos, de colesterol y cáncer, entre otros.
Por tanto, el mercado de la granada es muy amplio, va desde su utilización en productos alimentarios, farmacológicos, estéticos y decorativos.
Es decir, es un producto que no sólo tiene la posibilidad de ser insertado en la industria alimentaria sino, también, en otras industrias en donde las inversiones en materia de insumos son más elevadas.
El precio de este producto en los mercados consumidores es de entre 3 y 5 euros el kilo, y si los arilos (los granos ya desgranados) son presentados en bandeja, alcanzan un precio de 10 euros.
Compañías como Coca Cola, Kraft, Unilever y Quaker, entre otras, utilizan la granada como materia prima en sus elaboraciones.
Por otro lado, desde Tika Group señalan que la granada es un fruto bíblico incorporado a muchas costumbres culinarias en todo el mundo.
Es un fruto sagrado para las diversas religiones. Se presenta como uno de los 7 cultivos originarios de Israel y se considera que tiene tantas semillas como la cantidad de preceptos que posee la Torá. Está vinculada con la religión islámica y es una de las plantas del edén de Buda.
En el continente europeo es utilizada en la fe católica para decorar los árboles en Navidad. En Asia, los chinos regalan en la bodas granadas que cuestan alrededor de u$s500, porque simbolizan la fertilidad.

Fte INFOCAMPO
 

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

CAPTCHA